Nepal

Share

Sobre el Destino

El Reino de Nepal, situado a lo largo de las más altas cumbres del Himalaya,  es una tierra de paisajes sublimes, templos desgastados, calles y ciudades especialmente interesantes y además, es el lugar preferido en el mundo para practicar trekking en las faldas cercanas del famosísimo Everest.

Nepal, entusiasma al viajero con sus tortuosas y desgastadas calles, flanqueadas por irregulares pagodas, estupas, esculturas de piedra, máscaras de ojos, ruedas de oración giratorias, rollos de pergamino y, por supuesto, alfombras tibetanas. A lo largo de las vías públicas resuenan cánticos, himnos tántricos esotéricos y música popular. La religión es el alma del pueblo. Aunque oficialmente Nepal es un país hindú, en la práctica, la nación experimenta un sincretismo de creencias hindúes y budistas, a las que se añade un panteón de divinidades tántricas.

Un sugerente recorrido de cuatro fabulosos días por Nepal, para visitar su interesante capital (Katmandú) y muchos de los atractivos que se encuentran en las afueras de ella; el complemento ideal para antes, o después de tu viaje por la India, el Tíbet o Bután.

Itinerario

Día 1: Katmandú
Llegada a Katmandú (capital de Nepal). Traslado en privado del aeropuerto a tu hotel.
Alojamiento por 3 noches.

Día 2: Katmandú
Visita a la zona budista de Bodnath con el monumento más importante de la capital: su estupa esférica gigante con cuatro lados y con los ojos de buda; una de las más grandes del mundo. Por la tarde recorrido por Patan, hermosa ciudad,centro del budismo y considerada la segunda más grande del valle y separada de Katmandú por el río Bagmati. Como Katmandú, Patan creció alrededor de Durbar Square, la zona más tradicional y centro de referencia de ambas ciudades. Terminaremos en el poblado de Bungamati.

Día 3: Katmandú
Sobrevuelo a las montañas y el Everest. Traslado a Nagarkot, donde se puede aprovechar de maravillosas vistas en un ambiente relajado y realizar trecking.
De regreso al hotel, parada en Bhaktapur, encantadora ciudad con un ambiente de mundo antiguo, y famosa por elNyatapola Mandir, la pagoda más alta en Nepal.  Visita al complejo de Swayambhunath, uno de los puntos más altos de Katmandú, donde se puede disfrutar de unas vistas magníficas. El más popular de todos los templos de Swayambhunath,es el llamado “Templo de los Monos “con su fantástica estupa.

Día 4: Katmandú
Visita a pie desde el hotel a Durbar Square, corazón de la ciudad con su arquitectura de influencia Newarí, sus templos,  magníficas estatuas, y su increíble ambiente. Muy cerca a se encuentra el Kumari Ghar, hermoso palacio de similar estilo arquitectónico.

Traslado al aeropuerto para tomar tu vuelo de regreso.

Cuándo y Cómo
Antes de viajar a Nepal, se debe tener muy en cuenta el factor climático. La época más apropiada abarca los meses de octubre y noviembre, que marcan el comienzo de la estación seca. Durante este período, el clima es agradable; el aire, limpio; la visibilidad perfecta, y el país se presenta exuberante tras el paso del monzón. Le siguen los meses de febrero y abril, el final de la temporada seca; aunque la visibilidad resulta más deficiente debido al polvo, el clima se mantiene templado y acontece una explosión de colores y belleza protagonizada por las flores. Durante los meses de diciembre y enero, el clima y la visibilidad son benévolos, pero suele refrescar, por lo que se aconseja a los montañeros que se equipen adecuadamente para enfrentarse a la nieve. Viajar a Nepal durante el resto del año resulta poco recomendable: en mayo y principios de junio, se suele “sufrir” por los excesos de calor y polvo; entre mediados de junio y septiembre, el monzón oculta las montañas tras las nubes y anega los caminos y las carreteras de barro.

Dependiendo de la fecha, cantidad de personas, diseñaremos tu viaje, y te daremos los Tips más importantes para disfrutar y puedas empezar a hacer maletas!

También te puede interesar

Delfin Amazon Cruises
Cartagena de las Indias
Polinesia Francesa